Textos martianos en lenguas indígenas: un homenaje desde el tsotsil / Por Dailys Rodríguez León


textos-martianos-en-lenguas-indigenas-un-homenaje-desde-el-tsotsil-por-dailys-rodriguez-leon

El Salón de Mayo del Pabellón Cuba continúa siendo el espacio para que las editoriales y/o sus escritores tengan un encuentro con la prensa durante la actual Feria Internacional del Libro de La Habana. En la mañana de hoy el Periódico Cubarte conversó con Xun Betan y José Luis “Chepe” Muñoa que llegaron a esta edición de la Feria como integrantes del proyecto editorial Snichimal Vayuchil.

El proyecto está enmarcado en un contexto donde alrededor del 70 % de la población no habla castellano, pues tienen dos familias lingüísticas: la zoque y la maya. Por tanto, publican en las dos lenguas.

Sobre el proyecto Chepe Muñoa, quien es editor y tiene una licenciatura en Gestión de Autodesarrollo Indígena, agregó: lanzamos convocatorias en las zonas más pobres de la región para trabajar con los jóvenes que nunca han escrito nada en su lengua materna y nuestra misión es esa, que logren hacerlo bien.

¿Por qué Snichimal Vayuchil como nombre del proyecto?

Snichimal Vayuchil significa sueño florido. Para nosotros todo lo que guarde relación con florecer es amar, embellecer. Entonces, tener sueños floridos  es tener sueños hermosos, es el sueño de trabajar con esos jóvenes.

¿Cuentan con alguna publicación periódica?

Sí, tenemos nuestra revista Conmoción que sale trimestral donde tratamos de incluir textos en lenguas indígenas de todo el mundo. Y como el proyecto, la revista ya cumplió dos años recientemente. La revista es la única publicación que también se oferta en español, pero solo traducimos los textos si el autor autoriza, si no lo mantenemos en su lengua original.

En esta ocasión, el proyecto chapaneco trae consigo varias publicaciones entre las que resalta un homenaje a nuestro Héroe Nacional José Martí con la publicación de un poemario con versos del Apóstol y un libro dedicado exclusivamente a la “Carta inconclusa” que le escribiera a su amigo Manuel Mercado.

“Un verso forjé donde crece la luz. Nichimalk’op la jts’ibabux’ayank’oke” y “Stakbilvun José Martí yu’un Manuel Mercado” son textos para homenajear al Maestro y a su obra. ¿Por qué surgió la idea de traducir sus escritos?

Para mí José Martí significa mucho. Cuando todavía no conocía bien su obra, ya escuchaba hablar mucho sobre él.

En México tenemos la figura de Emiliano Zapata que luchó por la tierra, por la población indígena y fue todo un impulsor de la lucha campesina, y al conocer la obra de Martí fue como ver la representación literaria de Zapata; y no era solo literaria, también revolucionaria, cubana y latinoamericana. Su quehacer literario, con una misión sumamente revolucionaria, con esas ideas de “no al sometimiento”, fluían del mismo modo que las acciones de Zapata.

Era como impactante tener esos dos personajes que iban por un mismo camino pero con diferentes formas de hacer la lucha. Martí se convirtió para mí como en un Zapata cubano, con todo el respeto que los dos merecen, expresó Xun Betan, antropólogo y escritor.

¿Cuánto tiempo demoró la selección de los versos para el poemario?

Estuve alrededor de un año estudiando su obra, su forma de decir porque tampoco es tan fácil hacer una traducción y más si es el texto de un poeta tan grande como Martí. Me preguntaba si era capaz de hacerlo, pero como que ya le tenía amor al proyecto porque es como la forma de homenajearle y mi oportunidad de compartir un material en lengua maya, que además de ser educativo tiene un alto valor literario, agregó Xun Betan.

Es evidente la lucha por el rescate de las lenguas indígenas, pero ¿de qué forma sus publicaciones influyen en el rescate de las prácticas culturales indígenas?

Con nuestro proyecto sucede algo interesante y es que antes de presentar las nuevas publicaciones, volvemos a las cuevas. Pensamos que las primeras lecturas se le deben a la Madre Tierra, a la naturaleza, es como nuestro ritual. Primero nuestros lugares sagrados y luego, los formales. Por ejemplo, hace poco sacamos un libro titulado Unitsebetik que significa señoritas y se leyó en el Templo de la Diosa Roja de la ciudad de Palenque y tener esa energía de las muchachas autoras recitando en una ciudad antigua maya es algo mágico, añadió Chepe Muñoa.


0 comentarios

Deje un comentario



©2017
Desarrollado por Cubarte